rss

Sesión Informativa de Atribución Representante especial para Venezuela Elliott Abrams

English English

Departamento de Estado de los Estados Unidos
Oficina de la Portavoz
Para su divulgación inmediata
29 de marzo de 2019
Sala de Prensa
Washington D.C.

 

PALLADINO: Muy buen viernes para todos. Bienvenidos.

PREGUNTA: Si es viernes…

PALLADINO: Si es viernes, hoy tenemos con nosotros al Representante Especial Elliott Abrams, nuestro representante especial para Venezuela. Tiene algunos comentarios iniciales, y luego responderá las preguntas que tengan.

ABRAMS: Muchas gracias. Gracias. Quisiera empezar mencionando el anuncio que el presidente interino Guaidó hizo hoy sobre un acuerdo entre la Federación de la Cruz Roja y la Conferencia Episcopal de Obispos Católicos en Venezuela para intentar lograr que la ayuda humanitaria llegue al país. El anuncio inicial indicó que se trataría de asistencia vinculada con la salud, que se brindaría a 650.000 venezolanos.

Como saben, Guaidó ha estado pidiendo esto desde hace semanas, y en Estados Unidos hicimos un esfuerzo para llevar asistencia, mayormente a Cúcuta, Colombia, y el régimen lo impidió. La Cruz Roja ha señalado que no permitirá interferencias en la distribución de la asistencia, algo que consideramos muy positivo porque nuestro problema con el régimen venezolano en esta área ha sido que no distribuyen la ayuda en función de las necesidades. Más bien, han politizado la asistencia y la brindan únicamente a las personas que tienen “el carnet de la patria”, es decir, a los partidarios del régimen.

Entonces, nosotros pensamos que esa no era la forma en la que podría beneficiarse el pueblo venezolano. Esta parece ser una verdadera oportunidad, y creemos que es una respuesta a los esfuerzos que ha hecho el presidente interino Guaidó. Así que nos parece muy bien. Esperamos que funcione. Y presumiendo que sí funciona, Estados Unidos estaría conforme con que parte de nuestra asistencia se volcara a este método de llegar a la población venezolana, pues esa es la finalidad de lo que estábamos haciendo cuando llevamos la asistencia a un punto más próximo a Venezuela.

Creo que la comunidad internacional en general está mucho más dispuesta y ansiosa por hacer más para ayudar ante la situación humanitaria en Venezuela. Tal vez hayan visto noticias acerca de un nuevo informe de la ONU sobre la situación humanitaria, que indica que “las enfermedades prevenibles como la tuberculosis, la difteria, el sarampión y la malaria han resurgido en el país y están en aumento, al igual que la hepatitis A, debido a la falta de acceso al agua potable segura”.

Claramente, la asistencia humanitaria que aborde la situación de salud no va a resolver el tema del agua potable. Esto se relaciona en parte con los apagones. Y quisiera mencionar que, como saben, los apagones han seguido en todo el país. Los esfuerzos del régimen para, de algún modo, evitar que ocurran en Caracas han sido infructuosos. También allí hubo cortes parciales. El sistema de energía eléctrica sencillamente está en muy mal estado, debido a años y años de falta de mantenimiento y de inversión. Y creo que la probabilidad es que siga habiendo cortes.

La asistencia no va a resolver los problemas que tienen los venezolanos. El tipo de asistencia que se necesita para una recuperación generalizada de la economía venezolana realmente no puede brindarse hasta que el régimen sea reemplazado por un gobierno democrático, cuando, según considero, las instituciones financieras internacionales y otros donantes actuarán para intentar ayudar al pueblo de Venezuela.

Creo que voy a mencionar otra cosa para empezar. Me han preguntado desde hace aproximadamente un día sobre el pronunciamiento del régimen de que Juan Guaidó no puede participar en política en Venezuela por 15 años. Eso es congruente con los esfuerzos del régimen de eliminar a todas las voces democráticas y a todas las fuerzas opositoras en Venezuela. No creo que Juan Guaidó esté muy preocupado por el hecho de que el régimen de Maduro, que tal vez pueda seguir vigente en 15 días, siga existiendo en 15 años. Es ridículo… es un esfuerzo ridículo por parte del régimen para acallar al Sr. Guaidó.

Bien, preguntas.

PALLADINO: Shaun, allí.

PREGUNTA: Gracias por organizar esto. Hubo señalamientos en los últimos días acerca de refinerías de petróleo y de la posición de EE.UU. sobre eso, que EE.UU. está diciendo… está instando a las petroleras a no hacer negocios con Venezuela. ¿Podría hablar un poco sobre las gestiones de EE.UU. con respecto al petróleo y las empresas internacionales, y el mensaje que están enviándoles, y si se podrían aplicar sanciones contra las empresas internacionales que operen con Venezuela?

ABRAMS: Bueno, tenemos nuestras sanciones. Y uno de los objetivos principales es negar al régimen el acceso a dinero que no use para la población venezolana. Parte termina en bancos extranjeros y gran parte se usa, sencillamente, para mantener al régimen en el poder. Entonces, lo primero que hicimos fue dejar de pagarles. La mayor fuente de efectivo ha sido la compra, por parte de EE.UU., de medio millón de barriles por día. Hemos tenido conversaciones con comerciantes de petróleo extranjeros, gobiernos, realmente del mismo tenor, es decir, ustedes deberían apoyar al presidente interino Guaidó, no deberían estar apoyando a este régimen, no deberían comprar petróleo al régimen y darle efectivo. Y hemos notado que tenemos una red muy amplia con nuestras sanciones, y hemos advertido a las personas que tengan cuidado de no quedar atrapadas en esa red, por actividades que tal vez ustedes piensen que no quedan alcanzadas, pero que de hecho sí lo están.

Entonces, creo que tuvimos bastante éxito en lograr que las empresas reduzcan el volumen que están comprando, y en algunos casos, interrumpan la compra de petróleo al régimen. Hubo algunos períodos de gracia, cuando adoptamos las sanciones, que en su mayoría ahora están terminando. Pero es cierto que hemos intentado impedir que el régimen robe los activos del pueblo venezolano y se los quede, convirtiendo en efectivo el petróleo y el oro.

PALLADINO: Matt.

PREGUNTA: Gracias. Una… dos muy breves. ¿Cómo va la búsqueda de una potencia protectora?

ABRAMS: Estamos muy conformes con el modo en que están saliendo las cosas y ojalá pudiera hacer un anuncio. No es así, pero…

PREGUNTA: ¿Pronto?

ABRAMS: …esfuerzos diplomáticos, pronto. Los diplomáticos… es viernes. Pero los esfuerzos diplomáticos van muy bien.

PREGUNTA: Bien. Y segundo, me pregunto si podría extrapolar un poco respecto de lo que dijo esta mañana el Consejero de Seguridad Nacional Monroe*: “Advertimos enérgicamente a los actores externos al Hemisferio Occidental de no enviar activos militares a Venezuela u otros lugares del hemisferio con la intención de establecer o ampliar operaciones militares”. Esta es, claramente, una referencia a Rusia, pero ¿significa que les parece bien que países del Hemisferio Occidental sí actúen militarmente, ya sean los cubanos o los nicaragüenses, o ustedes mismos?

ABRAMS: Dejamos en claro lo que pensamos de la intervención cubana en Venezuela.

PREGUNTA: Entonces, ¿por qué no fue más específico en esto? ¿Por qué no dice “Advertimos a todos los que no estén de acuerdo con nosotros que no envíen activos militares a Venezuela?”.

ABRAMS: Bueno, eso se dijo así. Desde un punto de vista cronológico, es una reacción a lo que ocurrió hace algunos días con la llegada de dos aviones rusos y algunos militares rusos al lugar. Hemos sido muy claros al condenar el rol que tienen los cubanos. Ese no fue el tema de esta semana específicamente.

PREGUNTA: Y en lo que atañe a Rusia, el secretario Pompeo tuvo una llamada con el ministro de Relaciones Exteriores Lavrov, hace uno o dos días.

ABRAMS: No, hace más.

PREGUNTA: ¿Dos o tres días?

ABRAMS: Creo que fue el fin de semana pasado.

PALLADINO: Sí.

PREGUNTA: Ah, ¿fue el fin de semana pasado? Bien. Bueno, según la síntesis de EE.UU., en esa llamada el Secretario expresó las mismas advertencias, dijo que los rusos debían desvincularse. Los rusos indican que el ministro de Relaciones Lavrov acusó en la llamada a Estados Unidos de intentar montar un golpe de Estados Unidos en Venezuela. Y posiblemente usted no esté de acuerdo con eso, pero me pregunto, ¿por qué no está de acuerdo? ¿Por qué el argumento ruso es erróneo?

ABRAMS: Hay una institución elegida democráticamente en Venezuela: la Asamblea Nacional. Solo esa. Lo que está haciendo Estados Unidos es apoyar a la Asamblea Nacional y al presidente interino, e instando a que se lleve a cabo una elección libre, pues lo que ocurrió en mayo pasado no fue una elección libre. Todos los observadores internacionales coinciden en eso. Lo que pedimos es una transición a la democracia. Eso no es un golpe. Y recibir instrucciones sobre democracia del ministro de Relaciones Exteriores de Rusia es todo lo que necesitaba.

PREGUNTA: ¿Siguen siendo 54?

ABRAMS: Así es.

PREGUNTA: El número es estático, y no han logrado persuadir a otros de sumarse…

ABRAMS: Así es.

PREGUNTA: Bueno.

PREGUNTA: Tengo una adicional.

PALLADINO: Pasemos a Fox.

PREGUNTA: Sí, muchas gracias. También en la síntesis, en esa conversación con el ministro de Relaciones Exteriores y el Secretario, la síntesis de EE.UU. decía que Estados Unidos no se quedará pasivo, en relación específicamente con el envío ruso a Venezuela. ¿Con qué herramientas cuenta el Gobierno de EE.UU. para no permanecer pasivo?

ABRAMS: Tenemos una lista de opciones que hemos dado al Secretario, y yo diría que hay muchas cosas que podemos hacer, sobre todo en materia de diplomacia, pero hay cosas que podemos hacer en términos económicos, de sanciones. Tal vez no debería ahondar mucho en esto, pero…

PREGUNTA: Sí que debería. (Risas).

ABRAMS: Voy a hacerlo con el Secretario, pero eso es otra cosa. Solo diría que tenemos opciones y que creo que sería un error que los rusos crean que tienen un pase libre allí. No es así.

PALLADINO: Pasemos a CBS.

PREGUNTA: Gracias. Entonces, con los soldados rusos, creemos que hay algo de cien en el terreno, ¿pueden darnos pautas sobre qué equipos han llevado, qué están haciendo allí y si tenemos algún indicio para pensar que Rusia tenga previsto enviar más en los próximos días o semanas?

ABRAMS: En cuanto a enviar más, no lo sé. Con respecto a qué equipos hay allí, la información que tenemos es a través de inteligencia, así que no lo podemos discutir.

En cuanto a qué están haciendo, una de las cosas que están haciendo —y esto lo pensamos desde un primer momento— pareciera ser ayudar al régimen con el sistema S-300 de misiles superficie-aire, que presuntamente se arruinó (perdón que use términos técnicos) con el apagón. Así que no sé cómo lo llamarían, recalibración o reseteo o… en cualquier caso, asistencia técnica. Estamos atentos a qué más están haciendo.

PALLADINO: Michelle.

PREGUNTA: ¿En qué medida considera que la presencia rusa en este punto constituye una amenaza para las metas de los Estados Unidos?

ABRAMS: No hay una cantidad enorme de cubanos —sí hay varios miles en los servicios de inteligencia—, pero su presencia es extremadamente perniciosa. Yo diría que lo mismo ocurre con la presencia rusa. Obviamente, esto era algo de cien personas.

Algo que podemos decir es que su presencia no aportará absolutamente ningún beneficio al pueblo de Venezuela. No tiene ninguna incidencia sobre ninguno de los problemas que enfrentan, sean políticos, sociales o económicos. Probablemente sea como un disparo en el brazo para el régimen, aunque los números no sean excesivamente elevados, porque hemos comprobado que la cantidad de cubanos —que es, evidentemente, mucho mayor que la cantidad de rusos— han brindado, de manera efectiva, una asistencia real al régimen para hacer cosas que, de otro modo, no podría hacer o no podría hacer tan bien. Por lo tanto, hasta el momento no es un número demasiado elevado, pero el impacto potencial es considerable.

PALLADINO: Señor, no recuerdo para qué medio trabaja.

PREGUNTA: NTN24.

PALLADINO: Gracias.

PREGUNTA: Gustau Alegret. ¿Podría darnos algunos detalles más acerca del acuerdo con la Cruz Roja Internacional para evitar que esta ayuda humanitaria pueda terminar en manos del régimen de Maduro y que ellos politicen la ayuda?

ABRAMS: No puedo, y los anuncios realizados esta mañana son bastante breves. Debería decirle que tienen que pedirles —y les pediremos— a Guaidó, a la Cruz Roja Venezolana y a los obispos más detalles sobre la distribución. Porque, obviamente, queremos que sea, insistimos en que sea, independiente. Pero la Cruz Roja ha manifestado, de manera sumamente enfática, en que solo harían esto si no tuvieran interferencia por parte del régimen. Entonces: también estamos interesados en los detalles, pero ciertamente suena prometedor y es el primero de estos acuerdos que se ha alcanzado.

PREGUNTA: ¿Hay alguna línea roja en este tema? ¿Quiero decir, si los EE.UU. ven que el régimen de Maduro politiza la ayuda?

ABRAMS: Bueno, yo diría que tenemos la misma línea roja que la Cruz Roja y los obispos. La distribución debe estar basada en la necesidad, no en la política.

PALLADINO: Tejinder, adelante.

PREGUNTA: Usted expresa que su objetivo principal es negarle dinero al régimen. Ahora, ¿qué está sucediendo y cuál es su visión sobre las negociaciones sobre el petróleo con India, especialmente una de las refinerías más importantes, Reliance, que se supone que no solamente compra el petróleo, sino que también suministra el petróleo indio y europeo? Tenemos información de que en este momento se están cargando los buques en Venezuela.

ABRAMS: Diría que hemos tenido contactos con empresas de la India y con el gobierno indio, y que hemos recibido bastante colaboración, lo cual nos resulta sumamente gratificante. Prefiero no hacer más comentarios sobre este tema.

PALLADINO: Washington Post.

PREGUNTA: Sé que usted y otras personas del gobierno han dicho, en reiteradas oportunidades, que todas las opciones se encuentran sobre la mesa. No obstante, me pregunto, con la presencia rusa que en este momento se encuentra allí, ¿considera que los Estados Unidos se encuentran más cerca de considerar seriamente o incluso de ejercer una opción militar?

ABRAMS: En este punto, me remito a las declaraciones del asesor de seguridad nacional y no haré más comentarios.

PALLADINO: De acuerdo. Allí, por favor.

PREGUNTA: Tengo dos preguntas. Gracias. Mi nombre es Alex Hoff* de (inaudible). Embajador, el ministro de petróleo de Maduro estuvo en Azerbaiyán la semana pasada. Allí anunció que va a desviar a Rusia parte del petróleo que originalmente estaba destinado a los EE.UU. ¿Esto le genera malestar?

Y mi segunda pregunta: Me sorprendí al ver al ministro de petróleo de Maduro en Azerbaiyán, donde asistió al evento de la OPEC. Si reconocemos al gobierno de Guaidó, en primer lugar, ¿qué esperanzas tenemos o qué estamos haciendo para (a) evitar que los cómplices de Maduro viajen al exterior, particularmente cuando se trata de eventos internacionales? Y en segundo lugar, quizás podamos obtener algún mandato o alguna voz para el régimen de Guaidó también.

ABRAMS: Bueno, no es sorprendente que haya un aumento en el comercio de petróleo entre Venezuela y Rusia, porque lo primero que el régimen hizo después de la imposición de sanciones estadounidenses a PDVSA fue acudir a los rusos y pedirles “rescátennos”. Y sabemos que los envíos de petróleo de Venezuela a Rusia aumentarán y sabemos que los envíos de productos refinados —diluyentes, gasolina— también se incrementarán. Eso es predecible dada la relación entre el régimen y Rusia.

En el área de las organizaciones internacionales, sabe que continuamos los esfuerzos diplomáticos para persuadir a las personas y organizaciones de que otorguen las credenciales de Venezuela a los representantes del presidente interino Guaidó. En algunos casos, ya hemos tenido éxito; como con el Banco Interamericano de Desarrollo. En otros, estamos trabajando en el tema y contamos con una importante campaña para persuadir a los gobiernos; en primer lugar, para que reconozcan a Guaidó; en segundo lugar, para luego continuar con las implicaciones de ese reconocimiento en lo que atañe a misiones diplomáticas en su propia capital y en lo que refiere al modo en que votan en las organizaciones internacionales.

Eso se está desarrollando. Nos estamos ocupando de este asunto. Lo hacemos todas las semanas y, a medida que se suceden las reuniones, pienso que alcanzaremos más resultados satisfactorios como los que logramos en Chengdu.

PREGUNTA: ¿Y la cantidad de países que reconocen al gobierno de Guaidó siguen siendo 54?

ABRAMS: Sí, sí.

PALLADINO: Dígame. Reuters.

PREGUNTA: Hola, Sr. Abrams. Quería retomar lo dicho por mi colega de AFP, que hablaba sobre la forma en que EE.UU. se ha contactado con comerciantes de petróleo y compañías y gobiernos. ¿Lo hacen porque están viendo filtraciones adicionales … que Maduro sigue sacando activos del país? ¿Qué hay detrás de esto?

ABRAMS: Bueno…

PREGUNTA: Porque no tiene que ver con las sanciones. Es decir, es adicional.

ABRAMS: No, está bien. Diría que es muy lógico. Nosotros aplicamos nuestras sanciones. ¿Qué hace el régimen? El régimen intenta determinar otras formas de eludirlas. Intenta encontrar nuevos clientes. Nuevas fuentes de importaciones. Entonces, ¿qué hacemos nosotros? Observamos atentamente y podemos ver barcos moviéndose y nuevos contratos con nuevas empresas, y cuando eso ocurre, hablamos con los transportistas o las refinerías o hablamos con los gobiernos y decimos que no deberían estar haciendo eso. Eso es lo que hacemos.

PREGUNTA: ¿Con quiénes lo ven? Es decir, ¿se trata de nombrar y culpabilizar?

ABRAMS: Lo primero que hacemos… no va a funcionar tal vez en el caso de Rusia, pero lo primero es hablar con la gente. No procedemos a aplicar sanciones o amenazas. Lo que hacemos es decir, miren, esta es la situación, esta es nuestra política, y realmente valoraríamos su colaboración. Decimos, miren, la red de sanciones es amplia y no quieren quedar atrapados en ella, y apreciaríamos su colaboración. Y en muchos casos, la logramos.

PREGUNTA: Entonces, lo que dice es que están viendo más filtraciones. Dónde…

ABRAMS: No, estamos viendo esfuerzos. Estamos viendo esfuerzos y estamos intentando cerrarlos.

PREGUNTA: Esfuerzos para sacar activos.

ABRAMS: Sí.

PREGUNTA: Bien. Y está diciendo que están viendo barcos y contratos, entonces eso tiene que ver mayormente con sacar petróleo, quiero decir, claramente no es efectivo.

ABRAMS: El régimen es… repito, es muy lógico. El régimen intenta hacer lo que puede para hacerse de dinero, productos de refinería y otras cosas que necesita. Una de las formas en que lo hace es va a los rusos y les dice, ¿cómo pueden ayudarnos? Pero en otros casos hay venta, hay reventa, hay comerciantes de petróleo implicados, y tenemos información bastante confiable sobre esto, entonces estamos intentando darle seguimiento y decirles que por favor no hagan eso.

PREGUNTA: Entonces, se centró en Rusia y China, quiero decir, Rusia y Cuba.

ABRAMS: Me centré en… sí.

PREGUNTA: Pero China acaba de ofrecer ayuda adicional en las últimas 24 horas. ¿Cuál es su rol? Parecía haberse retirado, pero ahora animándose a ayudar de nuevo.

PALLADINO: Correcto, pasemos a la última pregunta. Allí, por favor.

PREGUNTA:  Sr. Abrams, Lara Nico* de Caracol Colombia.  Hace más de dos meses desde que Guaidó se proclamó presidente interino. Recientemente, Alemania no aceptó a la persona a quien Guaidó designó como embajador. ¿Teme que esta cuestión de la transición democrática en Venezuela pueda estar perdiendo impulso a nivel internacional?

ABRAMS: Realmente no. Quiero decir, no sé cómo se juzga eso de manera científica, ¿pero cómo se puede juzgar? ¿Cuántas personas hay aquí hoy? Hay una manera de juzgarlo.  Las pulgadas de las columnas —muy anticuado, lo sé, para la actualidad—, pero digamos, minutos de transmisión, minutos en el aire.

PREGUNTA:  Clics.

ABRAMS: Las preocupaciones… clics, esa es una buena opción. (Risas).  Las preocupaciones que escuchamos: ¿cuántos embajadores extranjeros desean venir y hablarnos sobre Venezuela? No veo que el interés haya decaído. Realmente no veo una disminución en el interés en el gobierno; es decir, la preocupación del Presidente, el Vicepresidente, el asesor de seguridad nacional.  Ciertamente, el Secretario Pompeo dedica una gran cantidad de tiempo a esto, y lo hizo en el Congreso. En el Congreso estadounidense, no percibo una disminución del interés.

Entonces, en el ámbito del país y del mundo, no lo veo. No veo que se haya perdido interés ni que haya disminuido el nivel de preocupación. Y un motivo que lo explica, creo, es que la situación de Venezuela es dramática. Hemos visto cómo esto se agravó con los apagones. Todos los informes —aparentemente ahora tenemos un nuevo informe de la ONU—, todos los informes están llenos de horribles estadísticas sobre el sufrimiento que está atravesando el pueblo venezolano. Entonces, sería incorrecto dejar este tema de lado  porque el esfuerzo que estamos haciendo realmente es a favor del pueblo venezolano, que se merece estar mejor y está luchando para que su país vuelva a la prosperidad y a la democracia.

PREGUNTA:  ¿Puedo preguntar..? Usted dijo que no hay una disminución…

PALLADINO: Sea breve, por favor. No hay más tiempo, no hay más tiempo.  Vamos a finalizar aquí, Matt.  Gracias.

PREGUNTA:  ¿Puede esperar un segundo?  Es…

PALLADINO: De acuerdo, no. Terminamos aquí. (Inaudible).

PREGUNTA: Acaba de decir que no hay pérdida de interés. Bueno, hay solo 54 países, no ha habido un aumento.


Esta traducción se proporciona como una cortesía y únicamente debe considerarse fidedigna la fuente original en inglés.
Novedades por correo electrónico
Para suscribirse a novedades o acceder a sus preferencias, ingrese abajo su información de contacto.