rss

Respuesta al llamamiento para promover la libertad religiosa

العربية العربية, English English, Português Português

Departamento de Estado de los Estados Unidos
Oficina de la Portavoz
Declaración de prensa
Secretario de Estado, Mike R. Pompeo
5 de febrero de 2020

 

Secretario de Estado, Mike R. Pompeo

En su discurso pronunciado en un evento sobre El llamamiento mundial para proteger la libertad religiosa celebrado en septiembre de 2019, el presidente Trump manifestó: “Hoy, con una voz clara, los Estados Unidos de América hacen un llamamiento a las naciones del mundo para poner fin a la persecución religiosa, detener los delitos contra las personas creyentes, liberar a los prisioneros por motivos de conciencia, derogar las leyes que restringen la libertad de culto y de creencia, y proteger a los vulnerables, los indefensos y los oprimidos”.

Hoy, nuestros socios de todo el mundo están respondiendo al llamamiento para proteger y promover la libertad de culto.

El 5 de febrero, Albania, Austria, Bosnia y Herzegovina, Brasil, Bulgaria, Colombia, Croacia, la República Checa, Estonia, Gambia, Georgia, Grecia, Hungría, Israel, Kosovo, Letonia, Lituania, Malta, los Países Bajos, Polonia, Senegal, Eslovaquia, Eslovenia, Togo, Ucrania y el Reino Unido se unieron a los Estados Unidos para crear la Alianza Internacional por la Libertad Religiosa, la primera en su tipo. Juntos, nos hemos comprometido a mantener la Declaración de Principios, consolidando nuestro compromiso colectivo de objetar y de oponernos, pública y privadamente, a todos los abusos o violaciones de la libertad religiosa.

La formación de la Alianza marca la primera vez en la historia en que una coalición internacional se une en el plano del liderazgo nacional para promover la libertad religiosa en todo el mundo. Los principales perpetradores de persecuciones religiosas han actuado siempre con impunidad. La Alianza unirá a naciones poderosas y aprovechará sus recursos para detenerlos y abogar en favor de los perseguidos, los indefensos y los vulnerables. Las amenazas a la libertad religiosa son de carácter mundial; por tanto, la participación y las soluciones también deben ser de carácter mundial

La Alianza se basa en la Declaración Universal de Derechos Humanos, dedicada a luchar por los derechos de todos los hombres y mujeres a creer en lo que deseen, a cambiar de religión o a no ser creyentes si así lo dicta su conciencia.

Cada uno tiene un papel en la lucha para promover la libertad religiosa. Juntos, con un propósito común y una visión clara, podemos luchar para que las futuras generaciones de todo el mundo disfruten de un mundo en el que se proteja y promueva la libertad religiosa.


Esta traducción se proporciona como una cortesía y únicamente debe considerarse fidedigna la fuente original en inglés.
Novedades por correo electrónico
Para suscribirse a novedades o acceder a sus preferencias, ingrese abajo su información de contacto.